Zygmunt Bauman

Ayer, 9 de enero, murió Zygmunt Bauman, uno de los sociólogos contemporáneos con mayor fama y reconocimiento mundiales. Nacido en Polonia en 1925, de origen judío, durante las últimas dos décadas de su vida adquirió fama mundial, sobre todo a raíz de su conceptualización de la “modernidad líquida”, en el marco del estudio de la modernidad , la posmodernidad y la globalización. También es conocido por sus aportaciones sobre el holocausto, el socialismo y el consumismo, entre otros.

bauman

Como buen sociólogo, su obra traspasa las estrictas y académicas fronteras de la sociología para mezclarse con la historia, la filosofía o la ciencia política. Bauman también es un buen escritor que ha mostrado tener uno de los dones más valiosos de la escritura literaria: la capacidad de generar metáforas que dan forma (imagen) a la abstracción y la gracia de hacer de la manera de describir la realidad social una motivo más de interés. A esta capacidad narrativa se le debe sumar un enorme conocimiento de la tradición literaria, filosófica y humanística, en general, de la cultura occidental. Es un placer intelectual leer sus libros.

Bauman es, como hemos dicho, un sociólogo y, por tanto, su centro de interés ha sido la modernidad y sus efectos. La sociología es hija de la modernidad y, como tal, una constante reflexión para comprender las causas de este momento de la historia occidental que llamamos modernidad, así como las consecuencias sociales y personales que esta modernidad tiene en las conciencias de los individuos. Así pues, no es de extrañar que el centro de interés de Bauman sean algunos de los temas que vertebran y que mejor describen este “huracán” que ha sacudido formas de vida y conciencias, comunidades humanas y países, estructuras económicas, políticas y sociedades.

Continua llegint